Toyota logo

Sistema de Producción de Toyota

El enfoque de Toyota hacia la producción de automóviles y su inherente control de calidad revolucionó la industria. Su concepto de la cadena de suministro llamado “Justo a tiempo” se ha convertido en un modelo a seguir para los fabricantes alrededor del mundo, y no solamente para quienes trabajan en la industria automotriz.

El Sistema de Producción Toyota (Toyota Production System) llama a que el producto final sea “halado” por el sistema, lo cual significa que las partes correctas que se necesitan para hacer el vehículo llegan al lugar de la línea ensambladora en el tiempo justo y sin mayor cantidad que la requerida. Esto representó una salida radical de los sistemas de ensamblaje convencionales, los cuales requerían inventarios muy grandes para poder “empujar” la mayor cantidad de productos posibles en las líneas de producción, sin importar la demanda actual. El TPS produce sólo los productos necesarios, en las cantidades necesarias y al momento necesario.


Enfoque en la flexibilidad

Basando la producción en la demanda en vez de simplemente la capacidad, Toyota se maneja para mantener los inventarios (tanto de piezas como de productos finales) en un mínimo estricto. Pero este es solamente uno de las ventajas más obvias del enfoque no convencional de Toyota. Enfocándose en lotes de producción más pequeños y sólo lo que el cliente requiere, en el momento exacto, Toyota desarrolló flexibilidad y receptividad que despierta la envidia de la industria. El cambio del molde de estampado y el tiempo programado de la maquinaria representa una fracción de sus competidores. Su habilidad de reaccionar rápidamente a las nuevas tendencias del mercado hace del TPS un sistema ideal en el ambiente global de negocios sometido a constantes cambios.


Producción esbelta, mayor calidad

Es igual de importante asegurar el control de calidad y la entrega de productos seguros y fiables a los clientes. Si surge un problema en cualquier estado de la producción, el sistema de detención de errores automático, llamado “Jidoka”, señala el defecto y capacita a los empleados de la línea para resolverlo al momento, aún si esto significa para la producción.

 

Llamando la atención del equipo cuando el error acaba de suceder, el sistema de Toyota hace más fácil identificar la fuente del problema y previene defectos progresivos a estados posteriores de producción. Sólo un sistema tan ágil y orientado a la calidad como lo es el TPS puede permitir realizar medidas económicamente posibles.

 

Toyota logo